Chiche Gelblung mostró la hilacha y sus oscuras intenciones

Cómodamente sentado en la mesa de Polémica en el Bar, el periodista Chiche Gelblung una vez más habló sobre la actualidad y mostró cuáles son sus verdaderos deseos y sus oscuras intenciones.

Todo vino a cuenta del tema de la reunión del FMI con el señor Alberto Fernández. Sobre la mencionada reunión, Chiche Gelblung dijo que el organismo internacional ya no quiere hablar más con Macri, sino que solo le interesa dialogar con Alberto Fernández.

“Chicos, el Fondo quiere hablar con Alberto Fernández, no quiere hablar más con Macri, se terminó”, afirmó el periodista.

Luego Chiche Gelblung se metió con un tema delicado como es el del adelantamiento de las elecciones, cosa que vienen pidiendo a gritos sectores duros de la oposición, y al que parece haberse sumado el periodista de Crónica TV.

“Van a llamar a elecciones anticipadas, no hay otra solución, tienen que acelerar el proceso. No llegamos! No llegamos! Tienen que adelantar las elecciones, chicos, esto está jugado”, afirmó a los gritos Chiche Gelblung.

Intervino el conductor del programa, Mariano Iúdica y le dijo a Chiche Gelblung que la gente que estaba detrás de cámara lo acusaban de estar agitando las aguas electorales. A lo que el periodista respondió “me chupan un huevo todo ustedes”, “dos huevos me chupan”, y les hizo la V de la victoria a la gente que se encontraba detrás de las cámaras.

Está más que claro que Chiche Gelblung se encuentra en la misma línea que los del Club del Helicóptero quienes prácticamente a los dos días de haber asumido la Presidencia, Mauricio Macri, ya estaban haciendo todo lo posible por que se fuera del poder.

No queda claro si Chiche Gelblung responde a los intereses del canal de noticias Crónica TV, o si está actuando a nivel personal, pero lo cierto es que el periodista mostró la garras y sus oscuras intenciones en la noche de este jueves.

Con declaraciones como las de Chiche Gelblung no queda lugar a dudas que varios comunicadores de prensa están operando para que todo se precipite, y en el caso del mencionado periodista lo hace de manera directa, grosera, y sin filtro.